Saltar al contenido

Realidad virtual | ¡Despídete del miedo a las vacunas!

La ida al médico puede ser una experiencia hasta divertida con todo lo que la tecnología ha desarrollado para los bebés.

¿Cuantas mamás se ponen nerviosas cada vez que tienen que llevar al bebé a la vacunación? ¡Millones, ¿verdad?! Bien sea por ellas mismas o por la experiencia que vivirá el pequeño le sucede a muchas. Así que no te sientas mal, si eres una de ellas.

El piquete de la aguja siempre causará una sensación y pequeño dolor, lo sabemos, ¡no se puede eliminar en su totalidad!, pero sí puede ser menos traumático.

Cuando los padres van relajados ayudan al bebé, y bastante. Técnicas como sentarlos en sus piernas, pegarlo al pecho, cantarles y hacerles cantar, sobre todo si su hijo es un artista o le encanta la música, influyen positivamente a la relajación de los músculos y a la disposición del niño para recibir el medicamento.

Bien, ahora los tiempos han cambiado y la tecnología ha metido su cuchara para aportar su granito de arena y hacer más agradable la vacunación.

“Los niños le temen más a las agujas que al dolor en sí mismo”, asegura Luiz Evandro, director de VZLAB y Lobo, el estudio de animación a cargo de realizar el contenido animado para el proyecto VR Vaccine, lanzado por la cadena de farmacias Hermes Pardini en Brasil, el cual nació como una iniciativa local para incentivar las jornadas de vacunación.

Usar la realidad virtual o VR, como se le conoce por sus siglas en inglés, se convirtió en una estrategia bastante efectiva para ayudar a sobrellevar el trauma que significa para los peque visitar el recinto de vacunación.

El proyecto VR Vaccine concibió especialmente una aventura en 3D, con mucho color y acción para que envolviera al niño en una mágica batalla por unas tierras entre héroes en armaduras y villanos, mientras la enfermera pasa el algodón húmedo por su piel y aplica la inyección.

No es la primera iniciativa que usa la distracción y la tecnología como estrategia para aliviar la tensión en tratamientos médicos. La compañía canadiense RXRobots viene trabajando la idea con su robot humanoides MEDi, diseñado para establecer interacción con el niño a través de acciones cognitivo-conductuales que lo envalentona y aminoran el estrés del hospital con juegos y conversaciones. Este juguete fue pensado para niños sometidos, por lo general, a tratamientos médicos largos o traumáticos. El robot les induce a realizar ejercicios de respiración profunda que lo relajan y les evita centrarse en el procedimiento.

En el caso del proyecto VR Vaccine, el personaje principal recibe un escudo con poderes, una metáfora de la vacuna que se le administra al niño.

«Nuestra teoría era que si podíamos deshacernos de ‘la aguja que se aproxima’, el miedo en sí también desaparecería. Eso terminó sucediendo perfectamente», confiesa Luiz. El niño queda atrapado en la historia y se olvida por completo de la aguja, relajando sus músculos y facilitando el trabajo para administrar el medicamento.

La innovadora estrategia ha sido tan efectiva que Hermes Pardini ya ha instalado sus dispositivos en 80 farmacias. Evandro apuesta a la realidad virtual en otros escenarios médicos para aliviar el estrés de los pacientes y asegura que esta tecnología tiene mucho potencial de desarrollo. «Sentimos que solo hemos arañado la superficie de lo que se puede hacer aquí.”

Esperamos que pronto todo esto se globalice … pues suena divertido y muy prometedor.